domingo, 13 de septiembre de 2015

El presidente de Paraguay sigue comprando medios de comunicación

El Grupo Nación, propiedad de la hermana del presidente Horacio Cartes, adquirió la mayoría de las acciones del holding de medios Hei Network donde están tres canales musicales (Hei Música, Vint y Tropicalia, estos dos últimos, próximos a lanzarse)
Diario La Nación, cuando no pertenecía a Cartes
El conductor de TV, Dani Da Rosa, quien es uno de los responsables de la firma, se queda con la parte minoritaria de las acciones, pero seguirá como director ejecutivo.

“Lo increíble es la apertura que ellos (Grupo La Nación) tuvieron. Nos dijeron que lo de Hei es un trabajo diferente, y de entrada nos dieron la posibilidad de exportar audiovisual paraguayo. Realmente es un trabajo invisible el que venimos haciendo. Aquí aprendimos desde el primer clavo y ahora tener esta oportunidad es el resultado del esfuerzo”, señaló el conductor.

En esta área se fusionarán ideas y a la vez se trabajará en la generación de contenidos en radio, televisión y los proyectos digitales del grupo, añadió.

Da Rosa señaló que desde la semana entrante podrá dar más detalles que empezarán, que se estarán impulsando con los nuevos socios.

De manera a tranquilizar a sus funcionarios, dejó claro que nadie será despedido, sino fortalecidos.

Las marcas del holding cubren todo el espectro musical a través de canales de TV orientados a públicos específicos sobre una multiplataforma.

“Nosotros vamos a seguir apostando a nuestro público, vamos a redoblar el desafío por desarrollo audiovisual, ahora con aliados como lo van a ser los medios del Grupo La Nación”, explicó Da Rosa.

Afirmó que en tiempos en que se conocen como industrias creativas, “la industria naranja” empieza a despegar en Paraguay y la región. Hei Network se expande, no solo a nivel de medios, sino de contenido.

Da Rosa manifestó que en semanas más tendrán disponible la salida, también, a los cables del interior del país, a través de satélites de manera a seguir creciendo.

“Tenemos plataformas prestas para su lanzamiento, proyectos OTT, canales lineales de música como es el caso de Tropicalia para audiencias a las que queremos cautivar como lo hicimos desde el primer día con Hei”, dice un comunicado del Holding.
Fuente: Diario Última Hora

Cartes compra medios porque piensa a futuro*
Es Sarah Cartes, su hermana, la prestanombres que eligió el presidente Horacio Cartes para adquirir completamente el Grupo Nación de Comunicaciones. ¿Por qué? Porque piensa en el futuro, en su futuro particular. En un proyecto a largo plazo.

Horacio Cartes basa su poder en el dinero, en su fortuna. Adquirió potestades superiores primero en su administración del Club Libertad, después hizo prevalecer su poderío económico para llegar a la Presidencia mediante el Partido Colorado y ahora se mete de lleno al rubro que le faltaba, el de las comunicaciones.

La Nación es el diario que históricamente se opuso a Cartes, más por intereses empresariales que por otra cosa, y la guerra por el tabaco, rubro en el cual peleaban el ahora presidente y la familia que fundó el periódico en 1995, la Domínguez Dibb. La compra precisamente de este diario, es un mensaje, y si bien la línea editorial de los últimos diez años del periódico pasaba más por destacar los logros económicos antes que por criticar o retratar los grandes problemas sociales de la República, el futuro silencio en relación a lo que haga mal el Gobierno de Cartes es prácticamente inevitable.

La compra de medios es un mensaje porque en tiempos de intereses comerciales dominantes, Cartes puede callar periodistas o hacerlos aplaudir sus actos mediante auspicios publicitarios. Que Sarah Cartes haya expresado que la compra tiene solo fines empresariales y no políticos es una mentira burda y descarada, pero necesaria para los tiempos modernos, donde las dictaduras se establecen desde la palabra que altera la connotación de los actos.

Cartes necesita una red de medios que sostenga la idea que quienes fueran sus cercanos y ahora viven en carpas alejadas repiten: todo va a estar mejor en el Paraguay si puede seguir siendo presidente por un período superior a los 5 años. Que el referente más importante del grupo adquirido, Enrique Vargas Peña, diga que no apoyará la intención reeleccionista de Horacio Cartes es también otra señal, mostrará que el presidente, a través de su familia, admite la disidencia, cuando el mandatario se gane aplausos de la audiencia mayoritaria por su apertura a la pluralidad, habrá que prestar especial atención a la manera en que se trate a los representantes sindicales en los medios y no a las estrellas periodísticas, que para bien del presidente deberán seguir gozando de buen trato.

La Nación no es solo un diario y el Grupo no está aislado. La conexión con las radios a nivel país se da con la repetición del contenido, y más aún si se concretan acuerdos regionales con radios en las principales cabeceras departamentales. Así se expanderán los mensajes desde Zavala Cué o mejor dicho, desde Mburuvicha Roga.

Guste o disguste, Cartes es un empresario devenido en político. Como tal, hace negocios, y los periódicos no lo son, al menos no para ganar dinero, pero sí para acumular aún más poder.
*Editorial de Ejempla
Ver anterior: La hermana del presidente paraguayo compra diarios y radios

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Ellas/os aportan... o se quejan...

Otras Señales

Quizás también le interese: