martes, 3 de julio de 2018

Cierre de las corresponsalías de la agencia TelAm: Federalismo limitado

El desguace de la Agencia TelAm, segmento imprescindible del aparato estatal de comunicación social argentino, realizado a partir de una ingeniería superlativamente efectiva y frente a los ojos de la ciudadanía toda, constituye un nuevo golpe al Estado democrático.

Estas acciones, de neto corte autoritario y antidemocrático, esperan la respuesta de todos aquellos que participamos del Estado de derecho.

Una noticia del año 1984 originada en la Agencia Viedma de TelAm que se transcribe, da cuenta de la destrucción intencional de documentación de Inteligencia probatoria del aparato represivo instalado en Río Negro. Los documentos contenían información no solo de los segmentos de población vigilados, sino también del entramado de complicidades civiles que hizo posible el andamiaje estructural del Terrorismo de Estado en nuestra provincia.

Hoy la destrucción también intencional de TelAm, al igual que les sucede a otros medios de comunicación en el país, nos sumerge en una nueva forma del Estado burocrático autoritario que describiera Oszlack y O’Donnell (1984[1976]), originado esta vez, desde el mismo sistema republicano, donde distintas fuerzas políticas concurrentes con legítima representación, avasallan derechos y tratan de acallar los distintos tipos de expresiones que de una forma u otra se atreven a cuestionar las políticas de vaciamiento.

La Agencia TelAm, nació como Agencia Nacional Telenoticiosa Americana el 14 de abril de 1945, casualmente Día de las Américas, durante el gobierno de Edelmiro Farrel, que integraba en ese entonces el coronel Juan Domingo Perón. Su objetivo era contrarrestar la hegemonía informativa de las agencias extranjeras, especialmente de las estadounidenses UPI y AP. A partir de 1948 se establece la estructura de cobertura nacional a través de corresponsalías en todo el país. El golpe de 1955 la llevó al borde de la desaparición, se congeló el crecimiento de la empresa y los empleados llegaron a estar varios meses sin cobrar. En 1959, el gobierno de Arturo Frondizi privatizó la Agencia, que vuelve a pasar a manos del Estado recién en 1968 bajo la dictadura de Onganía. Durante el gobierno de Alfonsín abre sus puertas su sede central y se constata que la dictadura militar había destruido la mayor parte de los archivos de la Agencia. Durante los gobiernos de Menem y Fernando de La Rúa, siguieron los embates contra TelAm, que fue defendida por sus trabajadores, al igual que en estos días.

Como hecho premonitorio en septiembre del año 2014, dos trabajadores de la agencia, Ariel Bargach y Mariano Suárez, presentaron el libro, “TelAm. El hecho maldito del periodismo argentino”. Allí dan cuenta de la importancia de la Agencia dentro del esquema comunicacional argentino desde su creación.

Paradojas del tiempo o las políticas, la Agencia TelAm de Viedma, Capital histórica de la Patagonia, donde Alfonsín eligió trasladar el Distrito Federal y en aquellos años ampliaba el espectro comunicacional instalando LR2 Radio Nacional, hoy desaparece. Lo que no pudo hacer Videla ni Massera, lo hace un gobierno elegido democráticamente.

Hoy se anuncia, bajo el eufemismo de la creación de una “Nueva TelAm” de perfil profesional, plural, democrático y federal, la destrucción total de la segunda agencia comunicacional del país después del Grupo Clarín. La “Nueva TelAm”, con el cierre de las delegaciones de muchas capitales provinciales, nos regresa a la jerarquía comunicacional de ex territorios nacionales. Viedma, al igual que Formosa, Chaco, Posadas, regresan al plano del federalismo limitado, entendido como aquel que es calificado desde una mirada portuaria y centralista. Como con aquellos Gobernadores designados desde Buenos Aires, la información de la “Nueva TelAm” informará más por sus silencios que por sus comunicados.

La “TelAm verdadera” es la que contaba con un profesionalismo que la convertía en fuente de consulta obligada para investigaciones periodísticas y académicas. El valor del facsímil que compartimos radica no solo en la información que contiene sino en su compromiso histórico y, por lo tanto, en fuente de memoria. Se trata de mismos intentos ya ensayados en los 90, de construir un futuro democrático que no mira al pasado. Nuevamente es una mirada reduccionista de la memoria, que no tiene en cuenta que la memoria es obstinada y “no se resigna a quedar en el pasado, insiste en su presencia” como nos recuerda Jelin (1998) respecto a la película de Patricio Guzman (1997).

En la reestructuración de TelAm, al menos en Río Negro, aquí no sobra nadie.
*Grupo de estudios de Historia Reciente: Dr. Rubén Suárez (Asociación Civil de Familiares y Víctimas del Terrorismo de Estado de Río Negro)/Mg. Juan José Guidi (UNco)/Lic. Walter Puebla Morón (UNRN)

Fuente: Agencia de noticias Patagónica


Ver anteriores: El plan del gobierno para desmantelar la agencia TelAm: ¿El fin de los medios públicos?Exigen que TelAm se pronuncie por escrito sobre la continuidad de todas las fuentes de trabajoLa Agencia TelAm anuncia "desvinculaciones" de personalTelAm despidió 354 trabajadores, "Hoy ganó el periodismo", festejó LombardiBrutal ataque del gobierno de Macri al periodismoTelAm: Paro y ocupación por despidos masivosDespidos en TelAm: Persecución ideológica y sindicalDespidos en TelAm: “Es indignante que nos echen y además, nos quieran ensuciar y cuestionar nuestro trabajo”En Clarín también #SomosTelamDiputados rechazó los despidos arbitrarios en TelAmLa Dictadura Militar según Rodolfo PousáPreocupación de las audiencias por la libertad de expresión y el pluralismo informativoTelAm: una nueva agencia nacional sin provincias, ¿Cuál será el perfil qué quieren en TelAm?Revés para Lombardi: la justicia ordenó reintegrar sumas salariales descontadas a un trabajador de Radio NacionalLos trabajadores de la TV Pública hicieron su noticiero desde TelAmApagan los micrófonos a trabajadores de TelAm: Una noche de censura en el CCKTelAm: Las historias detrás de los 357 despidos ordenados y festejados por Hernán LombardiCierre de las corresponsalías de la agencia TelAm: Federalismo limitadoEl vaciamiento de los medios públicos atenta contra la democracia

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Ellas/os aportan... o se quejan...

Otras Señales

Quizás también le interese: