jueves, 1 de enero de 2015

El dueño de Canal 9, Ángel Remigio González y González compra el periódico ecuatoriano El Comercio

El diario El Comercio, uno de los principales de Ecuador y considerado de oposición por el gobierno del presidente Rafael Correa, fue vendido al empresario de origen mexicano Ángel Remigio González y González, informó el miércoles el portal ecuatoriano Organizaciones Muñoz-Ugarte
Tras 107 años de existencia se había decidido venderlo por un valor cercano a los $ 45 millones, a manos del magnate mexicano de medios Ángel Remigio González y González (el Fantasma), según datos publicados por el portal web.
Allegados a Carlos Mantilla Batle, director general del impreso, informaron que la venta se debió a temas personales.
El ejecutivo habría anunciado la transacción al equipo de editorialistas y a los trabajadores hace dos semanas.
Según empleados consultados, el compromiso que se hizo fue que la línea editorial no cambiará, aunque hay expectativa por la forma en que se realizará la transición.
Milagros Aguirre, quien colabora en El Comercio como editorialista, relató que en un brindis que se hizo en la institución a propósito de las fiestas de Navidad y Fin de Año se les comunicó de la venta del rotativo.
“Fue una sorpresa. Se nos manifestó que el activo del diario como es la libertad de expresión y el pluralismo, se mantendrán”, contó la articulista.
En los registros de la Superintendencia de Compañías constan aún los nombres de la familia Mantilla como administradores de Grupo El Comercio.
Para confirmar la información sobre la supuesta venta, el diario El Universo se comunicó con Carlos Mantilla, quien explicó vía telefónica que en enero próximo el medio de comunicación social dará un pronunciamiento oficial.
Sin embargo, un directivo y un periodista de El Comercio contactados por la agencia AFP se negaron a proporcionar información. "No estoy autorizado para hablar", dijo uno de ellos.
Ángel Remigio González y González es propietario de medios de comunicación en casi todos los países del continente desde Río Bravo hasta Tierra del Fuego y en España.

Otros cambios en El Comercio
La semilla de El Comercio fue sembrada el 1 de enero del 1906 por los hermanos César y Carlos Mantilla Jácome, oriundos de Píllaro, en la provincia de Tungurahua. El lema siempre fue ser órgano independiente de influencias desde el poder político de turno, y de cualquiera influencia del poder económico.
A su muerte, sus hijos Carlos y Jorge Mantilla Ortega siguieron la tarea de servir a la ciudad y al país por varias décadas. Desde 1985, estos últimos 30 años, ha permanecido bajo la apasionada dirección de Guadalupe Mantilla.
Se trata de aquella universitaria que en 1957 fue proclamada como “Señorita Periodismo” por los estudiantes de esa Escuela de la Universidad Central, y recibió su cinta simbólica en acto solemne del Teatro Nacional Sucre, por quien escribe esta columna, como Presidente.
El Jefe de Redacción de El Comercio era José Alfredo Llerena, quien dirigía esa Escuela de formación profesional.
Su padre, Jorge Mantilla, fue senador funcional por los medios de comunicación cuando sabiamente varias constituciones políticas mantenían esa curul en la Cámara del Senado para defender la libertad de expresión.
El Comercio ha sido objeto de clausuras por pocos días, de asedios desde varios gobiernos, pero siempre se ha mantenido como bastión de la independencia para informar y orientar a la opinión pública con sus columnistas. Las instalaciones originales estuvieron cercanas al Palacio de Carondelet, en la calle Chile frente a la tradicional Facultad de Ciencias de la Educación de la Universidad Central. En el subsuelo funcionaba toda la maquinaria de vieja tecnología.
Para ampliar su infraestructura, hace cuatro décadas se trasladó al sur de Quito. Actualmente, está dotado con la más moderna tecnología. Pero son las capacidades humanas las que elaboran la noticia, recogen y seleccionan los hechos mundiales, y otros quienes emiten opiniones.
Los ocho años de este Gobierno han fortalecido esos principios. La ponderada, serena y sabia dirección de Guadalupe Mantilla ha permitido llegar al 1 de enero del 2015 y cumplir 109 años de presencia nacional con tirajes semanales de 50 000 ejemplares, de lunes a viernes, los sábados con más de 82 000, y los domingos con 140 000, en promedio. Con El Universo, editado en Guayaquil, son los diarios que, a pesar de ser calificados como “la prensa corrupta” en discursos, y la ruptura de sus páginas en muchas sabatinas, continúan vendiéndose a miles.
Al separarse, Guadalupe deja su huella para siempre. Le sustituye Carlos Mantilla Batlle, su sobrino, dotado de todos los méritos profesionales, la experiencia, y la insobornable voluntad de defender la libertad de expresión, junto a Marco Arauz Ortega y Gonzalo Ruiz Álvarez, de notable valía. Además, está Últimas Noticias como periódico de la ciudad.
Guadalupe deja una huella para siempre. El Comercio continuará como un periódico entre los más serios de América Latina.

El Fantasma en Argentina
El Fantasma hizo grandes negocios de la nada, a partir del broadcasting –distribución y venta de películas y telenovelas, la mayoría producidas por Televisa–, por medio de un sistema conocido como “empaquetamiento”, que le permite difundir un mismo producto en todos sus canales.
Ángel González no figura públicamente en ninguna de sus empresas, para evadir cualquier responsabilidad fiscal y política en sus canales de televisión.
En enero de 2008, la Unión Nacional de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires lo acusó de aplicar “métodos utilizados durante la dictadura militar, al censurar, despedir, filmar, encerrar e impedir que actúen libremente los delegados (sindicales) de la emisora.
“El actual dueño de canal 9, de ser un simple vendedor de publicidad y de programas de televisión de los canales mexicanos, se ha convertido, en dos décadas, en un magnate de los medios, comprando la mayoría de ellos en América Central”, abundó la unión gremial.
En la última reunión del directorio de la AFSCA aprobó la transferencia accionaria efectuada entre las firmas HFS Media S.A. y Prime Argentina Holding S.A.*, accionistas de Televisora Artística S.A. (Telearte S.A. de Radio y Televisión), titular de la licencia LS83 TV Canal 9** de CABA.
En la actualidad Canal 9 está a nombre de Carlos Lorefice Lynch, un abogado que controla el 70% del capital. Detrás de este abogado está Ángel Remigio González, quien formalmente ahora tiene sólo el 17% de canal fundado por Alejandro Romay. Además es propietario de FM Aspen y FM Arpeggio y Arpeggio TV, que se emite por la TDA. En el 2012 lanzaron la radio RQP. Esta emisora tiene a Enrique Prosen como presidente y Marta Rita Galo como directora suplente, ambos con el 70 y 30% de las acciones, el domicilio de la emisora es Dorrego 1782, el mismo que Canal 9.
*Prime Argentina Holdings: es la empresa subsidiaria de un holding australiano a quién Alejandro Romay vendió Telearte.
**Canal 9 con la partida de los australianos y con el control de Telefónica/CEI se llamó Azul Televisión, y más tarde con la compra de Daniel Hadad junto a sus socios Benjamín Vijnovsky y Fernando Sokolowicz (PáginaI12), volvió a llamarse Canal 9.

Sobre Carlos Lorefice Lynch
Lorefice Lynch (foto) es abogado, egresó en 1997 de la Pontificia Universidad Católica Argentina “Santa María de los Buenos Aires”. Además es presidente de IMC Radios, la sociedad titular de FM Aspen.
Foto: Marcelo Escayola
Imagen: Poder y Negocios
Fuentes: Organizaciones Muñoz-Ugarte, El Universo, Archivo Señales

1 comentario:

  1. Un Asco la programación de canal 9 Buenos Aires Argentina - parece hace años el centro de propaganda de los narcotraficantes no solo por poner novelas de ese género sino por poner también a panelistas y/o periodistas otrora destacados a comentar las ediciones diarias de las novelas - cual es el mensaje? y el resto de la grilla una pedorrada tras de la otra - una mierda - noticieros que parecen programas cómicos - etc

    ResponderBorrar

Ellas/os aportan... o se quejan...

Otras Señales

Quizás también le interese: