viernes, 11 de marzo de 2016

Reparan en la división del Grupo Indalo, de Cristóbal López

La Nación, con la firma de Pablo Fernández Blanco, agendó "El divorcio empresario del año: Cristóbal López se separó de su socio histórico". Rompió la sociedad con Fabián De Sousa por lo que el grupo Indalo comenzó así a desmembrarse; en los próximos días comenzará un proceso para dividir al gigante económico

Indalo, el imperio cuyo principal rostro es el empresarios kirchnerista Cristóbal López, comenzó a desmembrarse. López acordó con su socio histórico, Fabián De Sousa, separarse en los próximos días, por lo que comenzará un proceso para dividir el gigante económico que tiene negocios que van desde el petróleo y la producción industrial hasta los medios de comunicación, con nombres relevantes como los de C5N, el diario Ámbito Financiero, radios y su reciente adquisición, el canal de cable CN23.

Fuentes al tanto de la separación sostienen que, entre otros motivos que tallaron en la pelea, aparece la adquisición de ese canal. Cuentan que López se enfureció cuando vio que aparecía en las noticias como el encargado de despedir a más de 120 personas cuando él no estaba especialmente interesado en ese negocio.

En los próximos días, López y De Sousa comenzarán el proceso para separar sus bienes. El último se quedará con la empresa Oil, que tiene un 6% del mercado de combustibles y cuyo principal activo son una refinería en San Lorenzo (Santa Fe) y una red de más de 350 estaciones de servicio. También retendrá los medios de comunicación que hoy forman parte de Indalo.

Por su parte, López se quedará con el resto de los negocios. Es un paquete que incluye empresas alimenticias, concesionarias de autos e industrias. También se quedará con Oil M&S, la empresa desde donde germinó el grupo.

Oil M&S es, justamente, el primer negocio que compartieron López y De Sousa. A principios de los '80 López vendió una compañía llamada Almería Austral, pero se quedó con contratos de construcción de locaciones petroleras y con un acuerdo de prestación de servicios de transporte para YPF. Fueron las bases de Oil M&S, de la que De Sousa es socio y gestiona desde aquel momento.

El contador público nacional Fabián De Sousa nació en Comodoro Rivadavia, hijo de un empleado de YPF. En su cuenta de Twitter se define como: "Padre, Patagónico, Contador Público, emprendedor, progresista K, una mejor patria se esta construyendo..."

En Clarín, Martín Bidegaray dialogó con De Sousa: “Cada conductor que se fue desvinculando de las radios o el canal de cable generaba que los diarios titularan ‘por culpa de Cristóbal López’ y eso no le gustaba”, puntualiza De Sousa. “Los medios los venía manejando yo y Cristóbal (López) no quería salir constantemente por esas cuestiones”, agregó.

A través de un acuerdo con otro empresario kirchnerista, Sergio Spolszki, este año agregó el gratuito El Argentino y el canal de cable CN23, donde hubo más de un centenar de despidos y rige una conciliación obligatoria.

“Los diarios provinciales se tienen que dedicar principalmente a la cobertura local, mientras que la información nacional la tienen de ‘Ámbito’”, explica De Sousa sobre su estrategia de consolidación. Por el intercambio de activos, Sergio Szpolski y Matías Garfunkel poseen un 2,8% cada uno de esta unidad de negocios. Esos porcentajes pueden diluirse si hay capitalizaciones.

“Me quedo con empresas que a lo mejor facturan más de ese 30% (de la propiedad), cerca de 40% o más”, especifica De Sousa, que parte de una base de ventas de alrededor de $ 15.000 millones.

Para la separación se toma en cuenta la rentabilidad de las compañías, y petróleo es más rentable que medios, pese a que arrastra deudas. “En Oil (petrolera) hice uso de un crédito fiscal, por el que pagó intereses mensuales de 3% y una tasa anual del 40%”, aclara De Sousa, sobre una cuestión espinosa. “Indalo es muy grande y con tantas empresas no me podía ocupar como quería de medios y petróleo. Ahora voy a disponer del tiempo para hacer foco en esos dos negocios, que pueden generar mucho crecimiento”, justifica.

De Sousa cree que hay distintos socios que pueden acercarse a esas empresas, pero que quizás no estaban dispuestos a figurar en la misma sociedad con López. “La adhesión al kirchnerismo de Cristóbal puede que haya molestado a algunos, pero la línea editorial de los medios la decidía yo”, se planta. Una compañía que ayude a esos medios en conexión a Internet es el próximo mojón buscado.

En Ámbito Financiero, Minutouno y El Patagónico:
Se reestructura Grupo Indalo
López-De Sousa: una separación en buenos términos
El Grupo Indalo inició un proceso de reestructuración de sus empresas que culminará con la separación de sus dos principales accionistas: Cristóbal López y Fabián De Sousa. "Se trata de un divorcio sin conflicto, en donde ambas partes acordaron los términos de la desvinculación", aseguraron fuentes de uno de los holdings más importantes de la Argentina, con actividad declarada en la industria petrolera, la construcción, el agro y los medios de comunicación, entre otros rubros.

Voceros del Grupo dejaron trascender los motivos de la ruptura: "Por un lado López siente que existe una persecución mediática en su contra y piensa que la excesiva exposición pública que le da su presencia en ciertos negocios (como el de la comunicación) no es compatible con su necesidad de cultivar un perfil bajo en sus otras actividades; por el otro, la intención de De Sousa de continuar consolidándose y expandiéndose en el campo mediático, planteó una diferencia en la mirada estratégica que hizo imposible la continuidad de la sociedad".

Según trascendió, los socios venían evaluando la posibilidad de una separación desde hace varios meses, proceso que culminó con la firma de memorándum de entendimiento que establece los términos de la desvinculación, que terminará de concretarse durante los próximos treinta días en los que se afinará el trazo del desmembramiento, clarificando activos y pasivos que quedarán de cada lado. La carta de intención establece que la operación se realizará mediante un intercambio de acciones por el cual López se quedará con los negocios de construcción, seguros, alimenticios y agro; mientras que De Sousa hará lo propio con la totalidad accionaria en Indalo Media, que incluye los canales C5N y CN23; los diarios Ámbito Financiero, El Argentino, El Ciudadano, Buenos Aires Herald; las radios Pop, Mega, Vorterix, 10, One y Vale; las productoras de contenidos Ideas del Sur y PPT, la plataforma digital con sitios como minutouno.com y ámbito.com, el estudio La Corte y medios en la Patagonia como el diario El Patagónico. Además, quedarán en manos de De Sousa los activos petroleros de Oil Combustibles, cuyo principal activo son una refinería en San Lorenzo (Santa Fe) y una red de más de 350 estaciones de servicio.
Infografía: Diario Perfil

El Cronista: Cristóbal López se abre de los medios de comunicación
El Grupo Indalo de Cristóbal López y Fabián De Souza se separa por lo que comenzará un proceso para dividir el gigante económico que tiene negocios que van desde el petróleo y la producción industrial hasta los medios de comunicación

Cansado de que su apellido sea identificado con la anterior gestión kirchnerista y con ganas de disfrutar más de la vida en pareja que de los negocios, Cristóbal López decidió salir de varios de sus negocios, según informó Cronista.

Lo hizo disolviendo su holding, Grupo Indalo, del cual saldrán las áreas de medios y la petrolera que, a partir de ahora, serán parte de una nueva sociedad a cargo de Fabián De Souza. Este empresario es el histórico socio de Cristóbal López y hasta ahora controlaba el 30% del capital del Grupo Indalo.

En reuniones mantenidas durante los últimos días, ambos tuvieron diferencias de criterio en cuanto al futuro de las actividades del holding. Mientras Cristóbal López considera que se ha llegado a una etapa de maduración y que se necesita un escenario de menor exposición mediática, mayor tranquilidad y menor aceleración a la hora de encarar proyectos, De Souza cree todo lo contrario. Estima que se vendrán tiempos para seguir incrementando las operaciones.

Además, Cristóbal López, de 60 años de edad, pretende tener más tiempo para sus planes personales con su pareja, la modelo Ingrid Grudke, lo cual no puede hacer del todo si debe estar analizando y estudiando planes y siguiendo el día a día de todas las empresas que componen un imperio que factura más de $ 35.000 millones por año y controla más de 20 compañías, aparte del negocio de los juegos de azar.

Tras llegar a una fórmula de divorcio, que tiene en cuenta el volumen de ventas de cada empresa, su ‘ebitda‘, la valuación de los activos y los riesgos financieros, Cristóbal López y Fabián De Souza, dividieron Indalo Media. La marca quedará para López así como el resto de los activos que no formen parte de los negocios petroleros y de medios de comunicación. Ambos sectores formarán parte de una nueva sociedad que será propiedad de De Souza. Este empresario pasará a ser el único que tomará las decisiones en empresas como Oil Petróleo o medios como C5N, el diario Ámbito Financiero, radios y el canal de cable CN23. También las productoras de contenidos Ideas del Sur, PPT y La Corte.

Por su parte, López gestionará el resto de las compañías, como las alimenticias, concesionarias de autos e industrias. También se quedará con Oil M&S y con las actividades en el sector de juegos de azar. De todos modos, en este negocio es posible que siga el mismo camino que con Indalo y se lo ceda a sus socios.

Según informa El Cronista, los ahora ex socios firmaron el acuerdo de traspaso y se darán 30 días para formalizarlo. Además, dentro de dos años se sentarán a analizar la evolución de ambos grupos y la revisión de los balances de cada empresa con el fin de resolver eventuales diferencias que puedan ocurrir en el volumen de la separación de los activos que debe respetar la composición accionaria del Grupo Indalo. Es decir, 70% para Cristóbal López y 30% para Fabián De Souza.

En los próximos días, este empresario anunciará el nombre de su grupo con el cual buscará generar sinergias en todas sus actividades que irán desde la producción de contenidos, el gerenciamiento de medios de comunicación a las actividades hidrocarburíferas.

“Queremos hacer más eficientes todas nuestras compañías y salir a buscar socios para nuestros negocios” sostuvo De Souza en una charla con El Cronista. Según su visión, su nuevo grupo estará más integrado y podría salir a buscar financiamiento a los mercados internacionales con el lanzamiento de una oferta pública de acciones, “siempre que la Argentina se regularice con sus acreedores externos”.

En el caso de asociaciones, dos nombres sobresalen. Los de David Martínez y de Marcelo Mindlin. Con el empresario mexicano que acaba de quedarse con el control de Telecom Argentina, De Souza podría encarar algunos negocios en el futuro. En tanto con el dueño de Pampa Energía, la idea sería encontrar puntos comunes una vez que se cierre la compra de los activos locales de Petrobras.

Es que De Souza fue un ardiente impulsor del desembarco de Indalo en Petrobras Argentina, lo cual sucedió en parte en 2010, cuando el holding se quedó con parte de esos activos. Además, con Oil, De Souza opera desde la producción hasta la comercialización y servicios petroleros.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Ellas/os aportan... o se quejan...

Otras Señales

Quizás también le interese: