domingo, 20 de marzo de 2016

La TV Pública provincial no está frenada, sostiene su presidente. ¿Arranca el 1° de mayo?

Daniel Canabal, presidente de la señal de televisiva santafesina creada por la Legislatura, provincial desmintió que la continuidad de 5RTV haya sido puesta en dudas por el nuevo gobernador. Además, analizó cómo impacta el nuevo cuadro nacional en el proyecto
Por Juane Basso

¿En qué estado se encuentra el proyecto de canal público provincial cuyos estudios fueron inaugurados en noviembre del año pasado? ¿Hubo una marcha atrás por decisión del gobernador Miguel Lifschitz? Con esas preguntas como disparadores, El Eslabón entrevistó a Daniel Canabal, presidente del directorio de 5RTV, la señal que, inspirada en la ahora intervenida Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, fue creada por la legislatura santafesina. “Apuntamos a comenzar a transmitir el 1° de mayo”, adelantó el funcionario, tras descartar que desde la Casa Gris hayan metido una contramarcha a la iniciativa. Por ley, el canal de Santa Fe –que se enmarca a su vez en la sociedad del Estado Radio y Televisión Santa Fe (RTS)– está conformado por un concejo que se compone de siete directores, dos designados por el ejecutivo (Canabal y Danilo Lujambio), dos por la Cámara de Diputados (Carlos Colombo y Guillermo Acrich), dos por Senadores (Jorge Llonch y Marcelo Garrido) y uno elegido por los trabajadores, que será designado por el personal una vez que esté constituida su planta base. Los mandatos de los directores vencen a los tres años “para que no coincida con la asunción de un nuevo gobierno y que no sea el directorio de tal o cual gobierno, algo similar a lo planteado con los directivos de AFSCA”, según explicó Canabal.

¿En qué situación está el proyecto del canal público de la provincia?
Desde hace dos años y pico venimos haciendo producciones como indica la ley, con producciones propias y coproducciones, que es lo quemás resultados nos ha dado, con productoras independientes. Este es un canal de interés general, no cultural como Encuentro. Hay una tercera opción de realizaciones, pero que a nosotros no nos gusta, que es la compra del enlatado. Pretendemos un estándar de calidad por encima de lo que estamos acostumbrados a ver, sin ostentación, pero con ese perfil. Vamos a tener una primer etapa de transmisión de seis horas, de 18 a 24. Con la que vamos a poder tener la certeza de que todo está saliendo como debe ser.

A pesar de ser una sociedad del Estado, lo cual le otorga independencia o autarquía, ¿qué relación mantendrá con el gobierno?
Está en la ley de creación. Dar cuenta de determinados actos de gobierno y el apuntalamiento de determinadas campañas de bien público está en el paquete de obligaciones. Además, el órgano contralor es el ministerio de gobierno. Y, además, hay una relación permanente, en términos financieros, con el ministerio de Economía.

¿A partir de cuándo se piensa comenzar las transmisiones?
Eso tiene que ver con llegar presupuestariamente. De tener las posibilidades de llegar en tiempo y forma, aspiramos a que sea el 1° de mayo, justo cuando comienzan las legislativas, con la idea de hacer la transmisión en vivo y después arrancar la programación. Tenemos todo encaminado, pero nos falta una pata que son los programas en vivo, que son las grandes vigas que sostienen un canal. Me refiero a los noticieros, un programa de la tarde, un programa en el prime time, que pretendemos que sea en vivo.

¿Todavía no se cuenta con el equipo de gente para eso?
Acá ya hay gente que hace dos o tres años que está trabajando, y que conforman lo que va a ser el cuerpo gerencial del canal: la gente de producción, de postproducción, de artística, la técnica, que hoy están yendo y viniendo entre Rosario y Recreo en forma permanente. Hemos hecho, en noviembre del año pasado, un llamado a presentar currículum. Se recibieron 600 presentaciones, de lo que se hizo una primer selección hasta llegar a un número cercano a las 100 personas que es tres veces lo que va a ser el equipo básico que se va a necesitar para hacer funcionar el canal. Creo que es muy poco, va a necesitar más cuando crezca. El canal, que se llama 5RTV, tiene que ver con la estructura institucional de las cinco regiones de la provincia. Territorio, identidad y pluralismo son el lema, los tres elementos que son el santo grial de este canal. La idea básica es tener un par de equipos en Rosario, un par de equipos de Santa Fe, y después un equipo en Rafaela, Reconquista y Venado Tuerto. Además haremos un trabajo asociativo con personas, vía contratos puntuales para el caso, para tener material de diferentes ciudades de la provincia.

¿Qué pasó con la selección de la gente? Tenemos la información de que hubo un llamado para que se presenten currículums, que luego se hizo una convocatoria para tomar entrevistas y que después se suspendieron.
Hubo todo un parate durante enero por razones equis, pero eso se retomó de nuevo. Hay una serie de formalidades que tienen que ver con la incorporación al canal. Esto se va a regir por la Ley de Contratos de Trabajo. Pero ya las retomamos.

En Rosario, y supongo que en toda la provincia, hay un sinnúmero de realizadores y productoras independientes con capacidad de generar contenidos, ¿está pensado cómo dar espacio a ese universo?
El rango de posibilidades de realización para el canal es muy grande. Queremos, por ejemplo, que los micros sean un valor agregado de este proyecto. Vamos a tener publicidad, pero queremos que entre programa y programa haya micros. Cualquier persona talentosa para escribir o para empuñar una cámara puede terminar proponiendo una producción. También apostamos a trabajar con ese tipo de propuestas, de forma asociativa. Pero es cierto también, que han venido productoras que nos traen propuestas perfectas, pilotos, primeros programas, con las que hacemos todos los pasos previos, y viene todo muy bien, hasta que empezamos a pedir ritmo de producción televisivo. No encontramos quienes puedan trabajar con la periodicidad y el ritmo que requiere un canal. Cuando les decimos que tienen que garantizar un capítulo por semana se quieren matar. Esto pasa con productoras, agencias grandes, con realizadores. No hay en Santa Fe, en Rosario, ni hemos encontrado en toda la provincia, ritmo de producción. Acá están mal acostumbrados por el Incaa, el Bacua, por Chiqui González y todo lo que es Señal Santa Fe y Espacio Santafesino, donde te dan un toco de guita para hacer una documental, donde vos te tomás todo este año para que a final de año te garpen la documental. Son otros tiempos de realización, pero no son televisivos.

El tema presupuestario que mencionaste, ¿cómo se asigna? ¿No está aprobado junto con el presupuesto 2016?
Si, está incluido en el presupuesto 2016. Pero más allá de eso, lo que tenés que tener es asignación de partidas y estas tienen que ver con varias cosas. En este caso acabamos de atravesar una paritaria que va a producir una erogación de la provincia mucho más grande que lo que venía siendo. Esto te puede condicionar para adelante.

¿Pero tuvieron algún inconveniente de partidas?
No, no. Solo que la utilización de esas partidas no es esquemática.

Entonces, recapitulando: ¿qué falta para que el canal comience a funcionar, además de terminar la selección del personal?
Tenemos que hacer los convenios para transmitir, con Arsat y el otro satélite. Tenemos que cerrar el servicio de Associated Press, que tiene una cantidad de materiales impresionantes, sobre todo lo internacional: deportes, política... Y además, como nuestra señal se sube al satélite, te tienen que bajar las distribuidoras de cable.

La Ley Audiovisual, cuya autoridad de aplicación está intervenida, obligaba a los cables a ubicar las señales provinciales en un lugar determinado. ¿Cómo es eso ahora, en este contexto?
Todo lo que son las asociaciones de cables del interior, de cables pymes, ya sabemos que no hay ningún drama, y que les interesa la señal. No solamente porque no tiene costo para ellos, sino porque pueden comercializarla y pueden utilizar parte de nuestro contenido en sus propios canales. Hay sí un problema en la ambigüedad política, legal e institucional en que ha quedado todo. Una cosa tan importante, que llevó tanta discusión como la ley de Servicios de Comunicación Audiovisuales, me parece que sacarla por DNU, además de ilegal, me parece incorrecta. Si hay una necesidad de modificarla, el ámbito es el Congreso de dónde salió. Puedo coincidir que la ley tiene defectos, y que en algunos puntos ha sido un desastre su aplicación. Pero ahora estamos en un limbo, en el que tenemos una derogación de la ley por decreto y recursos de amparo de la Justicia que derogan ese decreto. Lo mismo pasa con el organismo de aplicación. Es un limbo que hace que ante cualquier circunstancia, no hay nadie que te garantice una resolución.

Tenía entendido que también se iba a transmitir por Televisión Digital Terrestre...
Sí, pero sucede que ese es un proyecto que ya estaba inconcluso y que ahora también está complicado, al que no vemos que vayan a darle un impulso. Es parte de esta transición para toda esta temática, que viene bastante compleja. Además vamos a transmitir online con un streaming en vivo a través de una muy poderosa página web que se está desarrollando.

Diversas fuentes con las que hablamos, nos plantearon que el actual gobernador no tendría el mismo entusiasmo con el canal que el que habían manifestado Antonio Bonfatti y su ministro de Gobierno, Rubén Galassi. ¿Hay algo de eso? ¿Existe un freno al proyecto desde la asunción de la nueva gestión provincial?
No. Creo que más que nada es una cuestión de interpretación de prioridades. No hay un freno. Es una gestión que recién asume. Si te fijás en la mayoría de los lugares, la cosa va carreteando lentamente. Esta es una transición con una cantidad de dudas, de situaciones económicas, donde entre enero y febrero nadie sabía dónde iba a parar el dólar, donde nadie se animaba a hacer proyecciones. No hay una cuestión particular con respecto al canal. La inmediatez en las paritarias es otro punto que se agregó en ese sentido. Creo que hubo una sana actitud del gobernador de ir viendo con mucha cautela los lugares donde se pisa. Desde el momento que se asumió a la fecha hubo tanto una buena noticia, como el fallo de la Corte, como una paritaria que como masa salarial es un volumen gigantesco de dinero que balancea prácticamente lo otro. Pero no hay un tema puntual con el canal. Es un momento del país donde la escala del cambio ha sido muy brutal, sin entrar en valoraciones si para bien o para mal.

Aunque con todas personas de mucha trayectoria en el palo de la comunicación, por su modo de elección, el directorio del canal se muestra bien heterogéneo, ¿cómo impacta eso en la convivencia entre sus integrantes?
Es excelente la relación que tenemos. El día de la inauguración rescaté eso particularmente. El hecho de pensar distinto y tener al mismo tiempo planes en común. Creo que eso está posibilitado, por un lado, por la calidad de las personas, pero, además, porque venimos todos del mismo palo. Podemos estar de acuerdo o no, nos podemos agarrar de los pelos frente a determinado debate, pero todos entendemos de qué estamos hablando. Manejamos un mismo lenguaje e idioma del mundo de la comunicación.
Fuente: El Eslabón
Ver anterior. 5R: "El primer canal público de la Argentina que nace con una Ley"

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Ellas/os aportan... o se quejan...

Otras Señales

Quizás también le interese: