lunes, 16 de septiembre de 2013

Nueva Comunicación y Savaglio toman a Martín Insaurralde para hacerlo protagonista

Tras la derrota que sufrió en las elecciones primarias del 11 de agosto a manos del retador Sergio Massa, el candidato a diputado kirchnerista Martín Insaurralde tomó las riendas de su campaña y convocó a la consultora Nueva Comunicación y al publicitario Ernesto Savaglio. Atrás quedó el equipo liderado por Martín Mercado, director general creativo de la agencia Young & Rubicam, que cometió, como mínimo, dos errores fatales en las PASO de agosto: el slogan “En la vida hay que elegir” y darle a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner el protagonismo exclusivo en la campaña a diputado por la provincia clave de la Argentina. La presidenta, según muestran todas las encuestas creíbles, hoy es un pasivo más que un activo, desde el punto de vista de su imagen
Las encuestas más serias están indicando que Massa ampliaría su ventaja sobre Insaurralde en octubre de 5,5 a no menos de 12 puntos y que, por ahora, Insaurralde no estaría consiguiendo ampliar su base de votantes. Una derrota contundente en la provincia de Buenos Aires sellaría para siempre las posibilidades de Cristina Kirchner de lograr la reforma de la Constitución para conseguir su reelección.
Sobre el slogan, el publicitario Gonzalo Ladrón de Guevara, de IQ Política, había dicho en el programa La Hora de Maquiavelo que el slogan es casi como admitir que, o el gobierno no es del todo bueno o que el candidato no convence, “pero es lo que hay o lo que te podemos dar”. Ante semejante disyuntiva, “para muchos votantes fue una invitación a votar otros candidatos”, analizó el publicitario.
La publicidad de campaña fue muy criticada porque en los spots televisivos la protagonista siempre era la Presidenta, mientras que el candidato, que sufría bajo grado de conocimiento frente al retador tigrense Sergio Massa. Por el contrario, en algunos spots a Insaurralde prácticamente ni se lo veía.
Nueva Comunicación, la mayor consultora de PR del mercado argentino, dirigida por César Mansilla, tiene al frente de su departamento de comunicación política al creativo Edgardo “Maneco” Martignoni, que ya probó su éxito con Martín Insaurralde liderando una campaña para la intendencia del municipio de Lomas de Zamora mientras el candidato estaba en pleno tratamiento de cáncer y prácticamente no participó. Además de obtener más del 60 por ciento de los votos, a Nueva Comunicación le valió un premio Eikon.
El nuevo slogan de la campaña, que ya se puede ver en afiches callejeros, sería producto de Nueva: “Hoy hay futuro y es de todos”. La nueva línea estética es alejar de Insaurralde a la presidenta e incluso al gobernador Daniel Scioli y hacerlo protagonista al propio candidato que, pese a la campaña pasada, todavía tiene problemas con su nivel de conocimiento. Cerca de la campaña de Insaurralde aseguran que más de un votante kirchnerista votó a Massa creyendo que el tigrense líder del Frente Renovador todavía pertenecía al kirchnerismo.
Nueva y Savaglio tienen en común que ambos trabajaron hasta hace poco en la comunicación de Sergio Massa en Tigre y conocen al “verdugo” de Insaurralde como pocos. Savaglio anteriormente trabajó para la gobernación y las campañas de Daniel Scioli y del alcalde porteño, Mauricio Macri, y es considerado uno de los publicitarios políticos argentinos más creativos aunque a la vez polémicos.
Fuente: Update Semanal de la Revista Imagen

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Ellas/os aportan... o se quejan...

Otras Señales

Quizás también le interese: