martes, 30 de marzo de 2010

Conflicto en las radios: Dictan conciliación obligatoria y la empresa no la cumple

Las puertas de las emisoras siguen cerradas. Quique Demaría y Marcelo Nocetti, despedidos de LT8 no pudieron entrar a realizar su programa. Fuerzas de la infantería custodian la puerta de La Capital. La intersindical de radios realizó la denuncia por incumplimiento de la conciliación y lock out patronal en el Ministerio de Trabajo. Desde las 10 hs. se concentran frente a las puertas del diario La Capital





“Rosario amaneció conmocionada. Acallaron las voces de los trabajadores”, sostuvo José Maggi, delegado en LT8 y miembro de la comisión directiva del Sindicato de Prensa Rosario.
Lo que intenta el Multimedios La Capital, propiedad de Daniel Vila, José Luis Manzano y Orlando Vignatti, es fusionar en un mismo edificio las radios y el diario para desprenderse de sus trabajadores, algo que ya hicieron en Mendoza, donde instalaron lo que denominan un laboratorio multimedia, un edificio en donde están las páginas web del grupo, el diario UNO, radio Nihuil, sus FM y el canal local de Supercanal.
“Ésta es la multifunción que quieren exportar de tierras mendocinas hacia Santa Fe, y esto se paga con la salud de los trabajadores y es lo que rechazamos de plano, ya que la fusión significa cumplir múltiples tareas y es ahorrarse plata a partir de la expulsión de la mano de obra”, denunció Maggi en los micrófonos de Aire Libre, Radio Comunitaria.
Por esto, “rechazamos los despidos, cuyos telegramas enviaron el lunes a la noche, y pusieron a disposición la liquidación de la indemnizaciones (en la cuenta sueldo de cada trabajador), pero sin alegar ninguna causa válida”, aseguró.
Luego de una audiencia que se extendió por algo más de tres horas en la sede del Ministerio de Trabajo de la provincia y que finalizó con la firma de un acta donde se dictaba la conciliación obligatoria al conflicto desatado por el despido de una veintena de compañeros y compañeras trabajadores de las emisoras LT3 y LT8, la intersindical de radios determinó el levantamiento del paro que involucraba a las radios del Grupo Vila Manzano y en solidaridad sumó a los trabajadores del diario La Capital.
Fue una larga tarde. Antes de la reunión en Trabajo Edgardo Carmona, secretario general del Sindicato de Prensa Rosario manifestó: "Esta lucha es ideológica y es absolutamente personal esta confrontación, estamos en las antípodas de esta derecha fascista y totalitaria. No creemos en estas construcciones políticas corruptas, impunes y mafiosas. No vamos a permitir que un solo compañero, trabajador de los medios de la comunicación, sufra sólo cinco minutos de angustia, él o su familia, apretado y amenazado por telegramas de despido a los cuales se les pone precio inéditamente. El trabajo no tiene indemnización, no tiene costo: es de por vida. Nosotros queremos que los trabajadores de LT3 y LT8, que las han sostenido, mientras estos tipos la vaciaban y destruían, tengan derecho al trabajo pleno y permanente sin ningún tipo de abuso, despido, sin ningún tipo de persecución". También aprovechó para agradecer a su “amigo” Daniel Vila, José Luis Manzano y los nuevos gerentes que fueron llegando por que es gracias a esta actitud la que permite ver que “no estamos solos, para emprender esta lucha”.
El aguante frente a las puertas del diario fue sostenido por un centenar de personas a las que sumó más tarde unas 300 más que acompañaban la defensa del Centro Cultural La Toma.
Carmona tomó el micrófono y anunció: "Hemos ganado esta etapa, se ha dictado la conciliación obligatoria”. Más adelante reconoció: “la decisión y la firmeza del Ministerio de Trabajo quién no dudó en dictar la conciliación después de este día memorable de lucha de los compañeros en la calle". Arriba en el primer piso de Sarmiento 733 una redacción vacía le daba la razón, las radios que solo emitían música y avisos salidos de una operación automatizada.
Ya entrada la noche un centenar de trabajadores debatía en la puerta del decano de la prensa Argentina. Otro grupo marchaba por la peatonal rumbo a la 8 para acompañar a los trabajadores que debían tomar su turno.
Cerca de las 23 una llamada alertaba de la ruptura del convenio por parte de la empresa.
Hoy por la mañana los gremios denunciaba la falta de acatamiento y el lock out patronal, ningún trabajador pudo ingresar.
“Estamos dispuestos a seguir peleando. La medida de fuerza se va a sostener en La Capital y en las dos radios hasta tanto esto sea revertido" decía Carmona ayer y por lo visto el conflicto viene para largo y hay una fuerte disposición para no permitir esta nueva avanzada del Grupo UNO en contra de sus trabajadores.

Edgardo Carmona antes de la reunión en el Ministerio de Trabajo:


Edgardo Carmona después de la reunión anunciando la Conciliación Obligatoria que luego la empresa no cumplirá:

Imágenes: CD y SPR, Videos: Redacción Rosario

Ver anteriores:
Despidos en las radios de Vila - Manzano en Rosario, LT3 y LT8 suman más despidos y el multimedios está paralizado

No hay comentarios.:

Quizás también le interese: