jueves, 14 de diciembre de 2017

21/12 Preparan los decretos con cambios regulatorios ante la fusión Cablevisión-Telecom

Edita El Cronista que antes de Navidad el Ente Nacional de Comunicaciones (ENaCom) autorizaría el acuerdo y Defensa de la Competencia tendrá 45 días para expedirse. En 2018 saldrá normativa que reemplazará la Ley Audiovisual
Por: María Gabriela Ensinck mensinck@cronista.com
Papá Noel vendrá con un regalo extra para el Grupo Telecom Cablevisión, dado que en el sector estiman que días antes de Navidad, más precisamente el 21 de diciembre, la fusión de los gigantes del cable y la telefonía será aprobada por el ENaCom. Al menos esto es lo que se rumoreó ayer en los pasillos del encuentro “Economía Digital: políticas públicas para el desarrollo”, organizado por GSMA, la asociación internacional que representa a más de 800 operadoras de telefonía móvil en todo el mundo.

Así lo confirmó el ministro de Modernización Andrés Ibarra –cuya cartera absorbió al ex ministerio de Comunicaciones–, quien fue uno de los oradores principales del encuentro. “La fusión está en marcha, y antes de las fiestas se cerrará un importante capítulo”, dijo Ibarra a El Cronista. “Luego (de la aprobación por parte del ENaCom), los trámites siguen en Defensa de la Competencia, con un análisis más pormenorizado en municipios y ciudades. Las empresas ya presentaron la documentación, y en los primeros meses de 2018 la fusión se va a concretar”, aseguró.

Ibarra también comentó que “desde el Ministerio estamos trabajando en una serie de disposiciones que tienen que ver con la ampliación del espectro. Hoy hay un techo de 140 MHz por operador, y vamos a licitar nuevo espectro para ampliarlo. Estamos viendo en qué bandas, y esto depende también de la devolución de espectro y la limpieza, ya que hay espectro tomado y judicializado”, comentó.

Este diario pudo saber que, a nivel del Poder Ejecutivo, se están preparando modificaciones regulatorias que saldrían por decreto, para acompañar el proceso de fusión. Las mismas incluirían la habilitación a operadoras telefónicas para licitación para brindar TV satelital, regulaciones específicas para aquellas localidades donde el nuevo grupo fusionado tiene un porcentaje monopólico del servicio de banda ancha, y la posibilidad de que las telcos brinden cuádruple play en todo el país (hasta ahora, desde el 1ero de enero de 2018 pueden ofrecerlo solo en Buenos Aires, Rosario y Córdoba).

En 2018, la llamada “Ley de Comunicaciones Convergentes”, que reemplazaría a la malograda Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual vetada parcialmente por Mauricio Macri, y la unificará con la Ley de Telecomunicaciones conocida como "Argentina Digital", sería finalmente sancionada por el Congreso (que viene prorrogando su tratamiento), durante las próximas sesiones ordinarias.

En tanto, desde la GSMA, su director general para América latina, Sebastián Cabello, destacó que el sector necesita “menores regulaciones e impuestos,y mayor inversión en infraestructura para apuntalar su crecimiento, que impacta en el desarrollo de toda la economía. Debemos prepararnos para un aumento del tráfico de datos exponencial, que el último año fue del 60%; para el 5G y la Internet de las Cosas”. Respecto del tema impositivo, Cabello destacó que “el sector móvil tiene hoy una enorme carga tributaria y esto obstaculiza el acceso a los servicios por parte de población de menores ingresos y pymes. Si bien la eliminación del impuesto interno a los dispositivos favorece que más personas accedan a teléfonos inteligentes, los gravámenes sobre los servicios móviles continúan siendo elevados, y esperamos que esto sea contemplado por los legisladores en el tratamiento de la Reforma Impositiva”, señaló. Asímismo, durante el evento los operadores anunciaron la gratuidad de la línea 144 para denunciar violencia de género.

Cuádruple play
La clave del DNU que está por presentar en sociedad el gobierno, reglamenta las condiciones futuras para proveer el denominado "cuádruple play". Esto es, en el mismo servicio y con la misma tarifa, telefonía fija, telefonía móvil, internet y televisión paga. Además, en el caso de Cablevisión- Telecom, aportaría el contenido del servicio, incluyendo el periodístico. Hasta hoy, las telefónicas tienen prohibido brindar el servicio de televisión satelital, mientras que desde enero estarán habilitadas para proveer televisión por cable en cuatro regiones: Capital Federal y el primer cordón del conurbano bonaerense, Córdoba, Rosario y Santa Fe. Cuando se concrete la fusión Cablevisión- Telecom, este grupo quedará automáticamente habilitado para proveer televisión en todo el país. Tanto Telefónica como América Móvil (del mexicano Carlos Slim), presionan para que se les habilite la posibilidad de otorgar televisión satelital, en el caso que el DNU lo apruebe, y que la limitación para otorgar el servicio sólo se acote a las localidades de más de 80.000 habitantes. A cambio, ambas compañías aseguran que tienen preparadas inversiones de miles de millones de dólares, y la concreción de planes de ampliación en la red de fibra atrasados durante más de un lustro a la espera de garantías para la operación.

Según fuentes de la industria, la inversión "es difícil cuando no se pueden dar todos los servicios, y menos cuando a una empresa sí se le da ese permiso en condiciones de ventaja". El sector de telefonía asegura que el país es, en la región, el que más smartphones tiene activos en el mercado y que con más velocidad los adquiere, pero donde más retrasada está la inversión en instalación de fibras. La industria tiene en claro que "en los últimos dos años se tomaron decisiones antitécnicas y antilegales a favor del Grupo Clarín, en condiciones que a otros operadores no se los permitió".

Alzas y bajas: Telecom, a la espera de la fusión
Telecom Argentina, controlada por el fondo Fintech desde 2016, se transformó en noticia al anunciar su esperada fusión con Cablevisión, la mayor operadora de Internet y televisión por cable del país, perteneciente al Grupo Clarín. El pasado 31 de octubre se celebró el acuerdo de fusión definitivo entre ambas compañías, que dará paso a un nuevo holding que ofrecerá telefonía fija y móvil, Internet y televisión por cable, lo que en la jerga de las telecomunicaciones se conoce como "cuádruple play".

Desde que se oficializó esta operación, el impulso que recibe la acción no se detuvo: llegó el martes a $ 127,95, lo que representa 624% por encima del punto más bajo que tocó en los últimos cinco años (en noviembre de 2012). En ese plazo su ADR tuvo un recorrido similar: 300% de alza. En lo que va de 2017, su crecimiento en el Merval fue de 116%.

"El anuncio de la fusión marcó un punto de inflexión. Por ahora, el grupo ya terminó de absorber algunas subsidiarias (Personal, Personal Paraguay y Nortel) y está a la espera de la aprobación. La compañía tenía la idea de estar ya fusionada desde comienzo de 2018 pero podría dilatarse un poco más porque quedan pocos días hábiles este año", explicó Diego Martínez Burzaco, economista jefe de MB Inversiones. El analista estimó que el precio objetivo de Telecom (sin contar la fusión con Cablevisión) es de $ 150 y resaltó un hecho relevante reciente: "La compañía decidió desafectar el 50% de la reserva para futuros dividendos, por lo que podría distribuir pronto unos $ 7".

Luego de un 2016 algo complicado desde el punto de vista financiero, en los primeros nueve meses de 2017, Telecom informó que sus ventas consolidadas alcanzaron los $ 47.263 millones, lo que representó un alza del 21,8% (más de 60% provienen de los servicios móviles de Personal, empresa que cuenta con 19 millones de clientes). Los costos operativos consolidados totalizaron $ 38.306 millones durante los primeros nueve meses del año, lo que significó un alza del 14,9% respecto a 2016. De todos modos, Telecom destacó que este incremento global se ubica por debajo de los niveles de inflación e inclusive del crecimiento de las ventas, lo que permitió aumentar de manera notoria el Ebitda de la compañía, que anotó un incremento del 39,5% contra igual período de 2016. La utilidad neta en los primeros nueve meses fue de $ 5695 millones, 129% más que el período anterior, y mostró un patrimonio neto de $ 25.749 millones. Finalmente, Telecom mejoró este año su posición financiera, que pasó a ser positiva en $ 503 millones. Dicha evolución favorable estuvo mayormente asociada al incremento en la generación operativa de fondos. Su ratio de deuda sobre Ebitda es de 0,5%.

Cuando se concrete la fusión, Moodys estimó que la nueva empresa tendrá una participación de mercado de 39% en televisión por cable; 56% en conexión a internet de banda ancha; 47% en telefonía fija y 33% en telefonía móvil. Será la segunda empresa del país, detrás de Tenaris y pero por encima de Mercado Libre e YPF.

Según Alejandro Urricelqui, director de Finanzas del Grupo Clarín, desde el anuncio el ADR de la acción de Telecom subió 32%. Destacó que Cablevisión Holding tendrá 39,08% de las acciones, Fintech 35,19% y en el mercado quedará el 25,73% restantes. Es decir, Telecom absorberá a la operadora de cable pero Cablevisión controlará la nueva sociedad, cuyo principal accionista será sin embargo David Martínez, de Fintech.
Fuentes: El Cronista, Ámbito Financiero

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Ellas/os aportan... o se quejan...

Otras Señales

Quizás también le interese: