miércoles, 22 de octubre de 2014

Crece el malestar en los trabajadores de La Opinión

Los trabajadores del diario rafaelino decidieron comenzar con un quite de colaboración ante la forma ilegal en que se pagan los salarios. Continúa el estado de asamblea permanente
La asamblea de trabajadores de prensa del diario La Opinión de Rafaela resolvió aprobar un quite de colaboración a partir de hoy y durante una semana. La medida significará que se dejarán de realizar tareas no encuadradas dentro de las categorías. Al mismo tiempo se aprobó hacer público la situación tanto en la vía pública como en las redes sociales. También se mantiene el estado asamblea permanente.
Las medidas podrían profundizarse en la medida en que la empresa siga sin mostrar interés en paliar la acuciante situación que atraviesan los trabajadores debido a la forma ilegal en que se están pagando los salarios. Esta forma de pago viene implementándose hace ya más de un año pero en los últimos meses se agravaron cada vez más los atrasos en los pagos de los sueldos.
Las resoluciones se tomaron en una nueva asamblea realizada el viernes pasado en la redacción del diario que contó con la participación de trabajadores de las diferentes secciones de la empresa.
Así mismo se resolvió manifestar el malestar ante la indiferencia que muestra la empresa frente a las crecientes dificultades que ocasiona su accionar en la vida cotidiana de las familias de los trabajadores del diario. Un malestar que se suma a la preocupación ante la falta de una reacción de la empresa para buscar estrategias que permitan encontrar soluciones. En los próximos días se realizará una nueva asamblea para resolver más acciones.
Fuente: Asociación de Prensa de Santa Fe
Ver anterior: Estado de alerta y asamblea permanente en La Opinión

martes, 21 de octubre de 2014

Trabajadores de la TV Pública denuncian "persecución política, gremial y laboral"

Los trabajadores de prensa de la Televisión Pública iniciamos un plan de lucha para repudiar y denunciar una serie de graves situaciones que se están viviendo tanto dentro del Noticiero como en otros ámbitos del canal estatal.
La Gerencia de Noticias de la TV Pública, a cargo Carlos Figueroa y Víctor Taricco, dedica sus principales esfuerzos diarios a intentar debilitar, atacar y perseguir política y laboralmente a los trabajadores y a sus representantes gremiales, a la vez que utiliza los recursos informativos del Noticiero y distorsiona sus contenidos para ponerlos al servicio de fines político-partidarios, en un abierto desconocimiento y violación del marco establecido por la Ley de Medios a la que deberían subordinarse y respetar.
En el más grave de estos episodios, el subgerente Víctor Taricco, un personaje nefasto ya oportunamente declarado persona no grata por los trabajadores del Noticiero a raíz del hostigamiento y acoso laboral al que sometió cobardemente a varias compañeras, se ocupó ahora de utilizar información de índole personal y privada de delegados y trabajadores y suministrársela a terceros anónimos a través de la web, con el objetivo de desprestigiar públicamente a los trabajadores y a sus representantes. Una actitud deleznable e inadmisible, de la que hay sobradas pruebas documentales, más propia de un buchón policial o un oscuro agente de inteligencia que de un funcionario público que debe responder por sus acciones y mantener una línea ética en la relación con el personal a su cargo.
La persecución y el permanente hostigamiento laboral se concentran además en varios compañeros por el sólo hecho de su participación en las acciones colectivas del conjunto de los trabajadores. A estos periodistas se los margina de ciertas coberturas, se los congela sin asignarles tareas acordes con sus cargos, o se les impiden cambios de horarios previamente acordados, al mismo tiempo que se manipulan concursos públicos para proscribir a otros y evitar su promoción, quizás con el objetivo de despejar el camino para premiar a compinches políticos con su ingreso al Noticiero.
En cuanto a los contenidos, la gerencia de Figueroa y Taricco se ha caracterizado desde su llegada por el silenciamiento sistemático de voces de la política, del ámbito sindical o de los movimientos sociales a los que consideran “opositores” simplemente por no coincidir con los lineamientos del gobierno. En este sentido, han llegado al extremo de excluir a entrevistados cercanos al oficialismo por el sólo hecho de expresar opiniones diferentes, como ocurrió cuando la legislatura porteña votó el traspaso de Ciudad a Nación de la ex ESMA y otros antiguos centros clandestinos de detención, oportunidad en la que los legisladores Gabriela Cerruti y Pablo Ferreyra votaron en contra y fueron por esto mismo excluidos por orden de la Gerencia de la nota que salió al aire.
También han dado órdenes de no cubrir, o de cubrir y editar de manera sesgada y parcial, notas de gran repercusión e interés público, en base al supuesto de que estas “perjudican” al gobierno nacional, a sus integrantes o intereses coyunturales, como las protestas sindicales en Lear, Gestamp y Donnelley, notas vinculadas a la comunidad Qom, o una reciente protesta reclamando mejoras en planes sociales en Chaco que terminó en represión (febrero de 2014). La “democratización de la palabra” de Figueroa y Taricco también prohibió, entre otras cosas, toda mención al escándalo por la reventa de entradas en el Mundial de Brasil para proteger a la AFA, socia del Gobierno en Fútbol para Todos. Todas estas cuestiones han sido oportunamente advertidas y reclamadas desde hace más de 8 meses a la Gerencia de Noticias sin que se produjera ninguna modificación de esta actitud deliberada de manipulación política y tergiversación de la información pública.
No se trata, lamentablemente, de hechos que se restrinjan al ámbito de la Gerencia de Noticias.
En sintonía con estas maniobras macartistas, antisindicales y persecutorias de los trabajadores, el directorio de Radio y Televisión encabezado por Tristán Bauer despidió a 50 músicos que integran la Orquesta de la RTA. Músicos a los que durante 9 años se mantuvo “oficialmente” en negro. En concordancia con los despidos, la Gerencia de Noticias censuró toda cobertura y difusión de las acciones de protesta emprendidas por los compañeros músicos despedidos en defensa de sus puestos de trabajo.
Por todas estas sobradas y justificadas razones, los trabajadores de prensa del Noticiero de la Televisión Pública decimos:

  • Consideramos inadmisibles las operaciones de persecución política, gremial y laboral emprendidas por la Gerencia de Noticias contra los trabajadores y nos negamos a compartir un mismo espacio de trabajo con Víctor Taricco, acosador de compañeras y buchón de periodistas.
  • Repudiamos enérgicamente los 50 despidos de los compañeros de la Orquesta Estable de RTA y reclamamos su inmediata re-incorporación y correcto encuadramiento laboral.
  • Emprendemos un plan de lucha para hacer públicas estas situaciones, reclamar el cese del hostigamiento contra los trabajadores de la Televisión Pública así como el fin de la manipulación política de los contenidos del Noticiero que en su condición de servicio público tiene la obligación de ser manifiestamente pluralista y democrático.
Trabajadores de Prensa de la TV Pública – UTPBA

Carta abierta de Mónica Alegra, mamá de Luciano Arruga

Estas son las palabras que Mónica Alegra, madre de Luciano Arruga, quiere transmitir, así como le salieron, y las hacemos carne:
"Hoy, martes 21 de octubre, a cuatro días de conocer la terrible noticia del hallazgo de Lu, quiero agradecerles a todos los que me han escrito mensajes de texto, telefónicos o por Facebook. Agradecer porque sirvieron de mucho. Porque no me sentí tan sola y porque vinieron en el momento justo. Cuando más lo necesitaba. Agradezco a cada uno, desde el más corto hasta las estrofas más largas. Agradezco que hayan republicado la carta que leí a cinco años sin Luciano porque eso significa que ha llegado a los corazones de algunos. A todos, infinitamente, de corazón, todo mi agradecimiento.
Irónicamente, también “agradezco” a los que en estos cinco años y ocho meses nos han faltado el respeto a mi familia y a mí. Cerrándonos puertas y no visibilizando el caso de Luciano. Tapando cosas muy evidentes, como la corrupción policial. A ellos también les agradezco, porque me dieron fuerza. Cada vez que se me cerraba una puerta, salía con más ganas de luchar, con más bronca, con más ímpetu y con más deseo de justicia.
A los 15 o 16 hijos del corazón que acompañaron estos cinco años de lucha, agradecerles es poco. No los voy a nombrar, ellos lo saben. Están ahí, están en cada minuto de mi vida. Como todos los que se han puesto la sonrisa del negro a cuestas.
Sin más nada que decirles, me despido
Y nos veremos siempre en la lucha"
Por la Justicia para Luciano
Mónica Raquel Alegre

Marcelo Stubrin y Gerardo Milman piden reconsiderar la adecuación de oficio del Grupo Clarín

Marcelo Stubrin y Gerardo Milman, directores de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (AFSCA) en representación de la minoría parlamentaria solicitaron hoy al presidente del organismo la reconsideración de la resolución que declara la “adecuación de oficio” del Grupo Clarín adoptada intempestivamente en trámite “sobre tablas” e impidiendo el acceso de los directores Stubrin y Milman al expediente, el 8/10/2014.
Asimismo, los directores Stubrin y Milman propusieron que la AFSCA reinicie consultas técnicas en relación a la consistencia de los planes de adecuación para alcanzar los objetivos previstos en la Ley Audiovisual y se de inmediato tratamiento a las restantes adecuaciones pendientes cuyo tratamiento ha dilatado el gobierno, ya sea las adecuaciones que fueron declaradas admisibles como las que se encuentran aún en estado de indefinición.
Marcelo Stubrin señaló que el gobierno intenta una adecuación forzosa de manera forzada, mediante un procedimiento irregular que impide apreciar el significado de la división del Grupo Clarín en las dos unidades más importantes (la Unidad 1, periodística y de contenidos; la Unidad 2 de cable e Internet). Por lo tanto, la decisión del gobierno constituye un retroceso en la aplicación de la Ley Audiovisual y una notable falta de confianza en las capacidades técnicas del Estado para garantizar la escisión del conglomerado y evitar que sus actuales socios colusionen, confundan sus patrimonios y su administración en el futuro.
Stubrin y Milman argumentaron en un escrito los motivos de su solicitud: la resolución de la AFSCA presenta vicios de fondo y de forma que obstaculizan la concreción de los objetivos de la Ley Audiovisual por los que debe velar el organismo. Entre esos vicios se cuentan:
  • La conducción de la AFSCA aplicó al Grupo Clarín el mecanismo más extremo (la adecuación de oficio constituye una suerte de “última ratio”) de la forma menos transparente y legal, invocando hechos que no se encuentran probados en el expediente o deben ser materia de análisis de otros organismos especializados, como la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia, previo a que la AFSCA adopte una decisión. No es la especialidad técnica de la AFSCA el estudio de las vinculaciones societarias que exhiban procesos de integración vertical u horizontal, la verificación de los procesos de concentraciones y de posición dominante.
  • Aunque la conducción de la AFSCA arguya que tomó la decisión intempestiva de la “adecuación de oficio” por hallar pruebas de que el Grupo Clarín incumple la letra de la Ley Audiovisual, esa aseveración categórica está lejos de condecir con el dictamen provisorio de las áreas técnicas del organismo (que como se dijo deberían ser ratificadas por los organismos competentes del Estado), toda vez que el propio expediente citado por la conducción de la AFSCA reconoce que “se evidencia prima facie la existencia de vinculaciones societarias entre las Unidades de servicios de comunicación audiovisual Nro. 1 y Nro 2”. Es decir, se evidencia la falta de certeza de base respecto de las aseveraciones formuladas que conduzcan a sostener la decisión adoptada. Las aseveraciones prima facie constituyen, pues, una evidente debilidad argumentativa.
  • El plazo para la adecuación previsto en la Ley Audiovisual y ratificado por la Corte Suprema de Justicia para todos los grupos multimedios se encuentra ampliamente cumplido sin que se hubiesen resuelto definitivamente las propuestas de adecuación de mayor trascendencia en el mercado audiovisual. Esto no sólo incluye a las emisoras pertenecientes al Grupo Clarín y a sus vinculadas, sino que comprende también a DirecTV, Prisa, Telefe, Telecentro, Supercanal, y las administradas por empresas de los hijos del empresario Raúl Moneta y el conglomerado de emisoras que conformaban el Grupo Hadad y fueron transferidas a Cristóbal López. Estos son algunos de los grupos que presentaron propuestas de adecuación voluntaria en el marco de la Ley. Todos estos grupos son, según los tipos de servicios que presten (radio, TV abierta o cerrada, fuese esta por cable, UHF o satelital) competidores entre sí en gran parte del territorio nacional, superponiéndose varios de ellos en las áreas de mayor población, con lo cual, por obvias razones de prudencia política en la aplicación de una norma tan novedosa, como por el principio de igualdad ante la ley de raigambre constitucional, la AFSCA debe velar en sus “mecanismos de transición” (arts 161 de la LSCA y de su reglamentación) que la ejecución de las adecuaciones no se traduzca ya fuere en una ventaja o una desventaja competitiva de un grupo respecto de otros, debiendo para ello tratar de resolver contemporáneamente todas las adecuaciones y fijarles un plazo común de entrada en vigencia. La Corte Suprema de Justicia de la Nación advirtió, al momento de validad la constitucionalidad de la LSCA, que observaría que el trato del Estado hacia los diferentes grupos fuese parejo y equilibrado.
  • Velar por la consecución de los objetivos de la LSCA significa que el Directorio de la AFSCA debe conducir los procesos de adecuación con eficacia para lograr la efectiva desconcentración del mercado y evitar la reinstalación de cuestiones litigiosas que demoren o impidan la implementación efectiva de la norma. La Ley 26.522, centrada en la promoción, desconcentración y fomento de la competencia (art 1°), debe necesariamente cumplirse mediante procedimientos llevados a cabo en forma transparente, seria, eficiente y eficaz, con resguardo del debido proceso y del trato igualitario no discriminatorio entre todos los licenciatarios que se encuentran en similar situación atravesando proceso de adecuación.
  • La propia administración del expediente de adecuación del Grupo Clarín a la Ley Audiovisual revela un manejo altamente discrecional por parte de la conducción de la AFSCA, que no sólo impidió el previo conocimiento de los directores por la minoría parlamentaria del mismo en oportunidad de decidir “sobre tablas” la “adecuación de oficio” (contraviniendo el carácter colegiado del Directorio de AFSCA establecido por la Ley) sin que se justificara urgencia alguna para esa repentina decisión, sino que además se caracteriza por grandes contradicciones desde el momento en que la AFSCA consideró “admisible” dicho plan de adecuación voluntaria, como demuestran en su escrito los directores Stubrin y Milman.
El texto completo presentado por Stubrin y Milman fue, como corresponde en un organismo colegiado, primero presentado ante el presidente de la AFSCA, Martín Sabbatella, quien en cambio informó primero a la prensa sobre la decisión de aplicarle al Grupo Clarín la “adecuación de oficio” sin antes consultar con el Directorio del organismo. Para conocer los argumentos de los dos directores por la minoría parlamentaria en la AFSCA, ver el siguiente documento:

Quizás también le interese: