sábado, 18 de diciembre de 2010

Héctor Magnetto: “Cuando un Gobierno recurre a la difamación no es una democracia”

El CEO del Grupo Clarín criticó duramente al kirchnerismo por sus ataques a la prensa, por la Ley de Medios y por su concepción del periodismo
Por: Mariano Confalonieri
Dice que la Ley de Medios es “tramposa” y que apunta a segmentar a la prensa independiente para imponer el discurso oficial de turno. Asegura que no teme ir preso. “La única forma de que vaya preso es que se termine el Estado de derecho en la Argentina”, advierte. Piensa que el kirchnerismo lo eligió como enemigo para “enlodar” y esmerilar con facilidad al resto de la prensa.

Héctor Magnetto, de él se trata, es el CEO del Grupo Clarín, el multimedios que desde 2008 se convirtió en el blanco preferido del Gobierno. “Desgraciadamente, nos ha tocado estar en la línea de fuego y recibir todos los balazos”, afirmó en diálogo con Perfil.
Magnetto era una figura desconocida para buena parte de la sociedad, hasta que Néstor Kirchner empezó a nombrarlo en sus discursos. Al ataque verbal le siguió la Ley de Medios, que obliga a la empresa a desprenderse de licencias de radio y televisión. Después de la sanción del Congreso llegó la ofensiva judicial con dos causas. En una acusan a Magnetto y directivos de otros diarios de haberse apoderado ilegalmente de Papel Prensa en connivencia con el dictador Jorge Rafael Videla. En la otra, apuntan contra Ernestina Herrera de Noble, la dueña de Clarín, por haberse apropiado de sus dos hijos adoptivos.

¿Hasta dónde cree que llegará el Gobierno en la presión judicial sobre “Clarín” y sobre usted personalmente?
Va a avanzar todo lo que pueda.

¿Cree que pueden llegar a meterlo preso?
Pienso que no, porque no hay nada, nada, para que eso suceda. Salvo que cesara el Estado de derecho en la Argentina.

¿Qué opinión tiene de la Ley de Medios?
Tiene un articulado absolutamente perjudicial para la libertad de prensa y para el derecho de la propiedad en la Argentina. La Ley de Medios es una ley tramposa, cuyos sentidos no son los que se declaran. Lo que busca es segmentar el sector de la prensa independiente del país, para imponer el discurso oficial de turno. Vamos a seguir insistiendo en la Justicia, para que declare inconstitucional un montón de artículos.

¿Qué siente cuando, desde el Gobierno, lo atacan directamente a usted y por qué cree que lo hacen?
A mí personalmente, eso no me afecta. Yo he sido claro y creo en lo que hago. Pero pienso que es absolutamente malo para el país y para la prensa. Si un Gobierno recurre a la difamación personal explícita e implícita en anónimos, en carteles en la calle, en amenazas, en cuestiones de intimidad, ¿qué se puede pensar de ese Gobierno? A mí me parece que eso no es democracia. Y creo que es un serio error del Gobierno.

Kirchner hablaba con usted, ¿por qué se rompió la relación?
Yo he hablado con Kirchner como he hablado con todos los presidentes de la Nación, y seguramente seguiré hablando con los próximos presidentes de la Nación. Es una relación normal entre gente de prensa y gente del Gobierno.

Pero el diálogo se cortó abruptamente, ¿qué pasó?
Kirchner tenía un concepto de lo que debería ser la prensa totalmente diferente al que teníamos nosotros. Entonces, cuando los problemas del Gobierno empezaron a manifestarse por serios errores del Gobierno, y nosotros expresamos eso, como también lo ha expresado gran parte de la prensa argentina, él decidió elegir un adversario. A mi entender pensando erróneamente que enlodando a Clarín iba a ser más fácil enlodar al resto de la prensa. Yo no pienso eso. Primero pienso que no es fácil enlodar a Clarín. Y segundo, aún logrando ese objetivo, el resto de la prensa se va a resistir a eso.

¿Cree que el ataque es contra “Clarín”?
No. Clarín es solamente una excusa. Una manera de ningunear a la oposición. Como diciendo, el enemigo es éste y los demás no existen. Es una manera de despreciar a la oposición política. Pienso que eso es lo que estaba en la cabeza del ex presidente.

¿Y qué pasa si gana Cristina de nuevo?
Creo que falta mucho para eso.

Fotos: Julio Giustozzi
Fuente: Diario Perfil

1 comentario:

Anónimo dijo...

Que riguroso el periodista de Perfil!!!!! periodismo puro y obsecuente

Quizás también le interese: