lunes, 19 de enero de 2009

Vuelve a aumentar el servicio de cable. Se avizora un gran futuro para "Cablecolgado"

ATVC: Comunicado de la industria
El abrupto cambio en la evolución de la economía, que se registra en los indicadores que marcan las tendencias de los mercados, fruto de la crisis mundial y de particularidades del crecimiento todavía asimétrico de nuestra economía argentina, tienen una fuerte incidencia que impacta directamente en los costos de las empresas de televisión por Cable.
En virtud de lo expresado, las empresas de la televisión por Cable van a corregir el valor de sus abonos durante el primer trimestre de 2009. Será decisión de cada una de las empresas el momento y el porcentaje, en razón de cómo afectan sus costos los distintos factores que los componen.
Los rubros que hacen a la prestación del servicio de televisión por Cable, que se han incrementado de manera desmedida, son los siguientes:
Los costos de programación aumentaron por encima del costo de los abonos, debido a la devaluación de nuestra moneda con respecto al dólar que duplicó lo esperado, derivando en ajustes de costos en la mayoría de los contratos de programación.
Los costos salariales, cargas sociales y otros gastos de personal se incrementaron desmedidamente, como resultado de una negociación que se cerró a mediados de 2008, cuando todavía se tenía la expectativa de alcanzar altas tasas de crecimiento y rendimiento, que hoy se presentan como imposibles de lograr. Para algunas empresas, estos aumentos significaron un porcentaje tres veces mayor que el aumento del abono durante 2008.
Las inversiones en nuevas tecnologías, como la digitalización de las redes, los gastos por mantenimiento, el reemplazo de equipamiento por obsolescencia de materiales y los gastos de red, también producen notorios incrementos de costos por la devaluación de nuestra moneda.
Los gastos por servicios públicos, tasas e impuestos también se incrementaron de manera exponencial en algunos municipios.
Esperamos que esta medida sea comprendida en el contexto de una economía nacional que debe soportar el “contagio” de la debacle que viene del exterior y dentro de un entorno donde nuestra industria desea, para mantener las fuentes de trabajo, tener empresas que sean viables económicamente.
La industria de la televisión por Cable nació de la inversión legítima y de riesgo, comprometida con nuestra cultura e identidad nacional, gracias a los emprendedores que montaron sus redes, sin promociones, subsidios, ni tarifas aseguradas. Garantizando la viabilidad de nuestras empresas, persistiremos en brindar a nuestros abonados un servicio que está entre los mejores del mundo.

No hay comentarios.:

Quizás también le interese: