lunes, 12 de enero de 2009

Piden la protección de la prensa en las conversaciones para el alto el fuego

La Federación Internacional de Periodistas (FIJ) pidió hoy que se garantice la protección de los medios de comunicación y los periodistas en cualquier conversación que se lleve a cabo con el objetivo de poner fin a la violencia en la Franja de Gaza.
La FIJ se pronunció así en un comunicado después del ataque que el pasado viernes sufrió un edificio que albergaba a diversos medios de comunicación.
La torre Al-Johara, un inmueble de ocho plantas situado en el distrito Al-Rimal de Gaza, fue bombardeado dos veces por aviones israelíes, según la FIJ, a pesar de que estaba 'claramente indicado' como un lugar en el que trabajan periodistas.
Más de 20 organizaciones de prensa están instaladas en el edificio, entre las que se encuentran la sección inglesa de la iraní Press TV y la red en árabe de al-Alam, agrega la nota.
Asimismo, la Federación denunció que los equipos de transmisión por satélite que había en la azotea quedaron destruidos y que al menos un periodista resultó herido.
La FIJ se considera 'particularmente preocupada' porque asegura que el ejército israelí conocía las coordenadas del edificio y unas luces situadas en su tejado lo 'identificaban claramente'.
El secretario general de la FIJ, Aidan White, afirmó en el comunicado que 'este último ataque confirma el temor de que los medios en Gaza se están convirtiendo en objetivo de las fuerzas israelíes'.
'Es tiempo de que la comunidad internacional condene este ataque y garantice que cualquier acuerdo para poner fin a las hostilidades retire a los medios de comunicación y a los periodistas de la línea de fuego', añadió.
La FIJ también expresó su apoyo a su filial local, el Sindicato Palestino de Periodistas, que manifestó igualmente su repulsa a ese bombardeo, acontecido al término de una semana en la que otro reportero palestino resultó muerto -la cuarta víctima de la última acción militar israelí en la zona, según la organización-.
Por otra parte, la FIJ lamentó que, a pesar de la decisión del Tribunal Supremo israelí de que el Gobierno de ese país debe permitir el acceso de un número limitado de periodistas a Gaza, 'el ejército sigue bloqueando la entrada de reporteros extranjeros'.
En su opinión, esto constituye 'un intento de manipular los informes de los medios sobre el conflicto'.
Según White, 'los medios se han convertido en parte del campo de batalla' mientras que 'los periodistas están cada vez más en peligro'.
Asimismo, indicó que el hecho de fijar a los periodistas como objetivo es una 'escandalosa violación de los derechos humanos' que debe terminar.

Fuente: EFE

No hay comentarios.:

Quizás también le interese: